Dado que no aceptamos que ningún partido político ni religión nos financien, pues queremos tener independencia, no contamos con dinero. Los viajes, las llamadas, el permanecer en Bs As para nosotros es muy costoso y dependemos de la buena voluntad de los amigos. Ellos nos sugirieron que abriéramos una cuenta en un banco para que los que quisieran depositaran en ella.
La cuenta de ahorro está en el Banco Nación de la ciudad de Buenos Aires y su número es 0009/6970173456. Está a nombre de Félix Diaz y el CBU es 0110697430069701734565. ¡Muchas gracias!

viernes, 5 de febrero de 2016

CRONICA DEL CONGRESO QOPIWINI, 29, 30 Y 31 DE ENERO, POZO DEL TIGRE, FORMOSA

QOPIWINI: UNA FORMA DE BUSCAR LA AUTONOMÍA

(Agencia Periodística Timbó) A las nueve de la noche del jueves 28 de enero, Cipriana Palomo, presidenta del Consejo de Mujeres de la Federación de Comunidades Indígenas del Pueblo Pilagá, se había sentado en el patio de su casa a descansar, tras una jornada agotadora. Los preparativos para el cuarto Congreso de la QOPIWINI (organización que agrupa a los pueblos Qom, Pilagá, Wichí y Nivaclé de la provincia de Formosa) la habían tenido en plena acción. La noche apagaba lentamente el calor en su comunidad Pilagá Barrio Qompi Juan Sosa, en la localidad de Pozo del Tigre, Formosa. Todo estaba preparado y aunque algunas dudas la invadían, era tiempo de esperar y ver.
Cuando las luces de las casas empezaban a iluminar los senderos y las risas de los niños, algunos autos llegaban. Eran los primeros en pisar la tierra que daría que hablar. Eran los primeros que se arrimaban para traer sus expectativas, sus pensamientos, los mandatos comunitarios que debían exponerse en la gran asamblea. La dirigenta atendía a los visitantes y recogía los comentarios iniciales, las voces que llegaban desde montes lejanos.
Antes de cerrar los ojos y dormir, esperando que la mañana nos levante a todos, Cipriana pensó en voz alta: “Esta va a ser una reunión grande, van a venir de tantos lugares, vamos a poder mostrar que tenemos fuerza, que estamos preparados, que no nos da miedo perder el silencio”.

PRESIÓN

En el Club Deportivo de la comunidad estaba todo preparado.  A las ocho de la mañana las mujeres apuraban el fuego en tres ollas que darían de comer a una cantidad incierta de dirigentes indígenas. Niños de la comunidad con las identificaciones correspondientes atendían a los recién llegados. Abrazos, reencuentros y nuevas esperanzas. Félix Díaz, Qarashe de la Comunidad Qom Potae Napocna Navogoh e Israel Alegre, vocero de la QOPIWNI, estaban llegando.
El retraso de un grupo importante de dirigentes Pilagá de la localidad de Las Lomitas era extraño. Los transportes que estaban previstos se negaron a realizar el traslado por órdenes del gobierno provincial. Los dirigentes que ya habían llegado a Pozo del Tigre entendían que era esta una de las tantas estrategias a las que se ven sometidos cada vez que Félix Díaz participa de un encuentro. En las radios locales sonaban críticas a Díaz y al encuentro que estaba a punto de comenzar.
Bartolo Fernández, presidente del Consejo de Representantes de la Federación de Comunidades Indígenas del Pueblo Pilagá, manifestó: “Hay algunos medios de comunicación en los que están hablando nuestros hermanos que están del lado de los gobiernos, largando su palabra en contra nuestra. Nosotros sabemos que son esclavos del gobierno. Nosotros somos libres, estamos en democracia, no pueden estar en contra nuestra porque solamente estamos defendiendo nuestros derechos como pueblos preexistentes. Hay algunos intendentes y punteros políticos que han hablado mal de nosotros. En cualquier momento podemos hacer un Congreso con la gente del gobierno provincial para ver qué opina, qué palabra tiene”.
En el mismo sentido, Cipriana Palomo, dijo: “Yo creo que la presión política del gobierno provincial ya no tiene fuerza en este momento. Lo digo con tristeza por los hermanos que siguen el juego de las personas que no quieren que progresemos, que prefieren que estemos divididos. Me da lástima por los hermanos que se han prestado a este juego. Es una pérdida de tiempo para ellos”.
Vinculado al desarrollo que está viviendo el proceso de organizativo de la QOPIWINI, Jorge Palomo dirigente Wichí y vocero de la organización, indicó:“Claramente este pueblo, esta organización, esta QOPIWINI está avanzando de a poco, son pasos muy lentos porque hay muchas dificultades pero estamos demostrando que sí se puede. Hoy empezamos a ver que se están sumando muchas comunidades de todos lados”.

PRIMERAS VOCES

Al mediodía el Club estaba repleto. Israel Alegre ofició de moderador. Se dio inició a los saludos pertinentes y comenzó un despliegue de palabras y bendiciones que fueron incrementando el poder de este grupo de hombres y mujeres. La mesa central era el estrado por donde pasaban las demandas y las propuestas de los dirigentes indígenas que se habían congregado para posicionar la urgente y necesaria política indígena.
Los testimonios fueron detallados. Cada uno se tomó el tiempo necesario para reconstruir en su relato las problemáticas que se viven a diario en las comunidades. Pero los temas eran comunes. La titularización de los territorios, el despojo del territorio ancestral, la falta de agua potable, las dificultades para el acceso al trabajo y la vivienda, la precariedad en el sistema de salud y en el sistema educativo, la persecución política, la discriminación, las presiones a la hora de efectuar reclamos, la falta de políticas vinculadas a la producción.
“Muchos hermanos plantearon como necesidad urgente el tema del agua y fundamentalmente el tema de la salud. Los hermanos han insistido en la Asamblea que el gobierno haga algo por las comunidades de la provincia de Formosa, que agilice el tema de la falta de agua porque hay muchas situaciones de abandono y eso no queremos, estamos cansados”, sostuvo Jorge Palomo.
Además, y este no es un detalle menor, todos agradecían la persistente e incansable lucha que viene llevando adelante Félix Díaz.
En ese sentido, Cipriana Palomo, ordenó las ideas, diciendo: “Este Congreso se organizó pensando en las comunidades indígenas y los temas fundamentales estuvieron vinculados con los derechos indígenas. Por eso este Congreso es un gran acontecimiento para las comunidades que han venido para poder participar. Hay una gran expectativa en que se cumplan los derechos y en la posibilidad de que nuestro hermano Félix Díaz sea el presidente del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI)”.

LAS PALABRAS DEL INAI

El segundo día comenzó con mucha información. Los secretarios de la Asamblea diseñaron una base de datos con los problemas comunitarios que se expusieron. Todos llevaban consigo una carpeta con expedientes, planos de sus comunidades, reclamos efectuados y futuros trámites para ser enviados a Nación. La QOPIWINI se estaba constituyendo a partir de la realidad que esos papeles manifestaban. Por la noche había llovido y ya no era tan fuerte el calor en el centro oeste formoseño.
Al mediodía llegaron dos representantes del INAI. El vicepresidente, Gustavo Peters y la Directora de Desarrollo de Comunidades Indígenas, Viviana Bursztyn. En una breve presentación, el joven vicepresidente indicó: “Estamos acá, incluso sin estar nombrados en el INAI, porque creíamos que teníamos que conocer y estar en contacto con la comunidad. Somos de la idea de no hablar de otras gestiones, lo que si nos preocupa es plasmar nuestra manera de trabajar. Partiendo más que nada del rol que hoy nos toca desempeñar”.
Por otra parte, Peters remarcó que: “Podemos tener muchísima buena voluntad, pero es imposible que esa buena voluntad sea plasmada en un trabajo que a ustedes les de beneficios, que a ustedes les reporte reconocimiento de estos derechos que les fueron negados, es imposible trabajar por ello sin una conducción que lo permita y que dé el apoyo político necesario. Esa conducción nos dio la instrucción de tenerlos como prioridad, así que nosotros encantados. Esa conducción es el Secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj, y el presidente del INAI, Raúl Eduardo Ruidiaz”.
Asimismo, Viviana Bursztyn, dijo: “Vine para agradecerles la invitación a esta casa que es la de ustedes y poder estar cerca para conocer las situaciones por las que están atravesando. Espero que juntos, desde Buenos Aires, podamos generar una agenda de trabajo para mejorar las condiciones de vida que tienen. Tenemos que estar cerca, por medio del diálogo, para que los derechos vulnerados podamos trabajarlos e ir mejorándolos día a día”.

“NOSOTROS SOMOS UNO”

Ante la mirada atenta de los representantes del INAI, Jorge Palomo reafirmó lo que se venía diciendo desde el día anterior. “Quiero rescatar el compromiso que siempre queremos llevar adelante entre los dos. Digo los dos, porque aunque haya más de cien comunidades aquí, nosotros somos uno como pueblos originarios. Tenemos que tener claro que nosotros históricamente vamos a valorar el tema del territorio, por eso valoramos mucho su presencia. Este encuentro demuestra un hecho claro y clave, porque estamos viendo y estamos empezando a caminar de a poco. Con sólo ver la presencia de los pueblos siento que estamos empezando a caminar. Nosotros ya no sabemos hasta donde podemos llegar. Cuando caminamos con nuestros hijos, con la familia, siempre decimos vamos a ver hasta dónde podemos llegar, sabiendo que en este proceso va a haber dificultades grandes, pero la única manera de destrabar el conflicto es mediante el diálogo, no la imposición”.
 Además, agregó: “En el interior nuestro sabemos que el Estado tiene otro pensamiento en el tema de territorio. Sabemos bien lo que han hecho, esa historia la llevamos en la sangre porque somos originarios. Queremos caminar juntos”.
Bartolo Fernández agradeció la presencia de los funcionarios y sostuvo: “No es lo mismo que antes, tenemos que trabajar desde el territorio, conocer la problemática de nuestro pueblo. Hay gente nueva que parece que quieren trabajar, quieren llegar a los pueblos indígenas. Nosotros, humildemente, estamos presentes para mostrar lo que pasa. Nunca nos han visitado los funcionarios nacionales y provinciales. Treinta años de democracia y nunca vino un diputado para charlar con nosotros”.  
Consecuentemente, Félix Díaz remarcó: “Hemos debatido bastante las problemáticas que nos afectan. Es un día histórico, es la primera vez que las autoridades nacionales pueden venir solos, sin estar guiados por la provincia, dirigido por la provincia, y eso es un logro de la lucha indígena. Anteriormente ocurría lo contrario y no podíamos hablar libremente, exponer nuestras realidades. Yo creo que era un obstáculo que se presentaba en esos momentos”.
“Mediante la lucha hemos logrado este diálogo. Es importante que estos funcionarios que representan al gobierno nacional escuchen nuestra voz y la lleven al gobierno nacional y que también lleve nuestra propuesta de que el INAI tiene que estar administrado por los Pueblos Indígenas, compromiso que asumió el presidente Mauricio Macri”, siguió diciendo.
Por último, elevando la palabra de la Asamblea, Díaz remarcó: “La mayoría de los Pueblos Indígenas presentes han tomado la decisión de exigir al gobierno nacional dar la libertad de administrar sus instituciones, de administrar sus propios recursos naturales, administrar los recursos del Estado que vienen destinados a los Pueblos Indígenas para que los pueblos sean parte de esta construcción colectiva, ciudadana. Si nosotros no administramos el INAI, la situación indígena no va a cambiar porque el destino de los Pueblos Indígenas tiene que ser dirigido por los Pueblos Indígenas y que no haya intermediarios”.

“ACTORES DIRECTOS DE NUESTRA POLÍTICA”

La convocatoria sobrepasó lo imaginable. Más de quinientos representantes se dieron cita para aunar criterios, generar propuestas y ensanchar el camino de diálogo que comenzó el año pasado en el ya histórico Acampe de Avenida de Mayo y 9 de Julio. Más de quinientos dirigentes, representando a 109 comunidades de las provincias de Salta, Jujuy, Chaco, Misiones, Santa Fe y Formosa.
En el Acta de la Asamblea se destacan los temas urgentes a tratar en la Mesa de Diálogo con el Estado Nacional. Se propone a Félix Díaz para la presidencia del INAI, la promoción de medidas y acciones para obtener la Reparación Histórica del Estado, la promoción e impulso del tratamiento de la problemática territorial indígena y el otorgamiento de los Títulos de Propiedad Comunitaria, la promoción e impulso de la participación e integración de todos los Pueblos Indígenas del País, la agilización de los trámites en el Registro Nacional de Comunidades Indígenas (RENACI) con respecto a las Personerías Jurídicas, la Promoción e impulso de Reformas Legislativas Nacionales y Provinciales en materia de Derecho Indígena, el inmediato reconocimiento estatal del Pueblo Nivaclé, la promoción e impulso de acciones para la creación de un Ministerio Indígena Nacional, la creación de fuentes de trabajo para las comunidades y sus miembros, la creación de Secretarías de Pueblos Originarios en los Municipios que contengan las demandas locales de las Comunidades Indígenas.   
Con relación a la educación la necesidad de relevar y generar políticas educativas que solucionen los problemas existentes en las comunidades, exigir el aumento del cupo de maestros indígenas y la apertura de cargos en las escuelas, promover e impulsar medidas y acciones tendientes a capacitar a los docentes indígenas, solicitar el acceso de las becas para los jóvenes en los niveles Primario, Secundario y Universitario, diseñar programas para la producción de material Bilingüe- Intercultural y exigir su implementación, exigir la incorporación, en las escuelas primarias y secundarias, del idioma de la comunidad que corresponda.
En el tema de agua potable, diseñar programas para el autoabastecimiento para el agua dulce y exigir su implementación, promover la capacitación a técnicos (en perforación, molinos, bombas manuales) comunitarios, promover la creación de una red de agua con mano de obra Indígena en los barrios y en Comunidades.
En la salud, bregar porque se garanticen y reconozcan a las parteras tradicionales, promover e impulsar medidas y acciones para la capacitación permanente de enfermeras y enfermeros indígenas y no indígenas. Sobre estos últimos, exigir que se los capacite oficialmente en el trato con los indígenas que tengan necesidad de acceder al sistema de salud pública, exigir el equipamiento para las salas de primeros auxilios, promover e impulsar planes y programas para recuperar la medicina tradicional.
En el ámbito jurídico, promover e impulsar la capacitación en temas legales en las Comunidades y Organizaciones. En los temas referentes a la cultura, diseñar y promover medidas de implementación de mecanismos de compra y venta de la producción artística indígena, diseñar y promover la implementación de programas para trabajar la reivindicación cultural, danza, música, artesanías, y material didáctico para las escuelas, bregar por la constitución de una red de distribución de las artesanías, promover el respeto a la subsistencia de los Pueblos cazadores y pescadores y exigir medidas oficiales al respecto, exigir que el Estado contemple la suprema necesidad de un lugar sagrado para las ceremonias culturales en las comunidades.
“Como organizadora de este evento y como miembro de esta comunidad pienso que la convocatoria fue impresionante, no esperamos a tanta gente, más de quinientas personas. Qué felicidad que los indígenas podamos reunirnos, pensar y concretar ese pensamiento en un papel para que luego sea una propuesta de trabajo, realizable”, remarcó Cipriana Palomo.
Jorge Palomo estaba ordenando su mochila, acomodando papeles, preparando el regreso a Laguna Yema. Antes de seguir su ruta, habló sobre sus impresiones y dijo: “Ojalá que este gobierno, que se ha comprometido, cumpla con su compromiso porque eso es lo que queremos. Para poder expresar nuestras propias inquietudes. Porque ya no queremos que los demás hablen por nosotros. Queremos ser nosotros mismos los que expresemos nuestras propias palabras, nuestras propias inquietudes. Si este gobierno no logra generar la participación se va a volver a repetir la misma historia. La exigencia de esta Asamblea, las conclusiones pasaron por ese tema. Y seguramente esto sucede a nivel nacional porque hay muchos hermanos que se están adhiriendo a esta forma de buscar la autonomía. Porque nosotros queremos ser actores directos de nuestras propias decisiones. Queremos entablar esta Mesa de Diálogo con el gobierno sin imposiciones de ningún tipo”.
Cerca de la cancha de fútbol, Félix Díaz estaba parado al sol viendo a unos niños jugar. Había llovido nuevamente. Calor y agua. Esa postal se imprimía en el rostro del hombre que camina y construye. Estaba conforme, se había logrado el necesario encuentro. “Hemos intercambiado ideas, posturas y sobre todo lo que yo he notado fue el interés y la ansiedad de muchos dirigentes de que podamos ocupar la presidencia del INAI. Fue uno de los factores determinantes de la movilización de muchísimos líderes, con el interés de que el INAI esté en manos de los Pueblos Indígenas”.
Sobre el testimonio que dio Solano Caballero, anciano sobreviviente de la Masacre de la Bomba, perpetrada en el año 1947 por la Gendarmería Nacional, Díaz dijo: “Ha sido muy positivo para nosotros escucharnos, intercambiar informaciones. Ha sido muy enriquecedor porque hemos escuchado el testimonio de Solano Caballero, que nos trasmitió su enorme poder, sabiduría. Él decía que estaba en una etapa final de su existencia pero su espíritu se siente muy motivado, con ánimo de seguir apoyando la lucha. Fue muy fuerte la expresión que él me trasmitió de que tenía mucha fe en mí y eso es una carga enorme. Es un anciano que tiene sed de justicia, quiere reparar los daños que ha sufrido su pueblo en el año 1947”.
Y finalizó destacando: “Yo creo que el Pueblo Indígena está madurando en esta búsqueda de la autonomía porque el pueblo argentino tiene una expectativa de este movimiento social indígena que está siendo mirado por diferentes actores como políticos, organizaciones sociales, ONG´s, que tienen mucho interés en ver el tema de la autonomía de las organizaciones indígenas. Y eso para nosotros es muy importante, de que podamos ser actores directo de nuestra política. Y que sean nuestros jóvenes y niños los que puedan mejorar nuestro camino”.
La anfitriona, la que se ocupó de que todos estuvieran cómodos, de que todos tuvieran algo para comer y un lugar para descansar, seguía trabajando. Ya muchos había tomado la ruta de regreso y Cipriana Palomo, teléfono en mano, seguía haciendo. Para conjugar en palabras lo que había sucedido en estos tres días, ella cerró diciendo: “Acá, lo que se vio, es que nadie le hizo caso a los punteros para que publiquen en diario cosas en contra nuestra. Porque el diario es un papel, no afecta a nadie. Lo importante es lo que se vio en estos tres días, lo que sentimos todos los representantes indígenas reunidos. No valen ya las mentiras del diario, ya nadie le da importancia, ya no tiene aval de las comunidades. Este año esperamos mucho progreso de participación. Poder participar en las políticas de Estado. Los indígenas ya tenemos que caminar en nuestra autodeterminación. Esa es nuestra fuerza, en este cuarto congreso de QOPIWNI. Todo el mundo quedo feliz, a pesar de las dificultades, todos estamos muy contentos, estamos esperando el fruto de tanto trabajo y reflexión”.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada