Dado que no aceptamos que ningún partido político ni religión nos financien, pues queremos tener independencia, no contamos con dinero. Los viajes, las llamadas, el permanecer en Bs As para nosotros es muy costoso y dependemos de la buena voluntad de los amigos. Ellos nos sugirieron que abriéramos una cuenta en un banco para que los que quisieran depositaran en ella.
La cuenta de ahorro está en el Banco Nación de la ciudad de Buenos Aires y su número es 0009/6970173456. Está a nombre de Félix Diaz y el CBU es 0110697430069701734565. ¡Muchas gracias!

domingo, 26 de diciembre de 2010

Formosa: la más desigual

(continúa la nota)

El IDH concibe a la desigualdad de forma multidimensional, pudiéndose manifestar en el acceso a la salud, la educación y el ingreso, y también en el desbalance entre estos componentes. Cualquier tipo de desigualdad penaliza al desarrollo humano. El informe resalta que entre 1996 y 2001 la pérdida de desarrollo atribuible a la desigualdad pasó de 4,7 a 4,9 por ciento, disminuyendo a 4,4 en 2006 y 4,0 por ciento en 2009.

Mediciones

A nivel provincial, los valores actuales muestran una marcada heterogeneidad. Formosa es la que presenta una mayor penalización por desigualdad, del 4,6 por ciento, seguida por Entre Ríos (4,4), Misiones (4,4), Chaco (4,3), Corrientes (4,3) y Tucumán (4,3). La provincia de Buenos Aires, en tanto, tiene 4,2, mientras que la menos desigual es Tierra del Fuego (2,5) y la ciudad de Buenos Aires (2,6 por ciento).

El documento destaca que un problema estructural es la "trampa de desigualdad" que se da en las provincias más pobres. Allí "la mala salud restringe los logros educativos, esto limita el ingreso, y el bajo ingreso a su vez impide tener una salud adecuada e inversión en una mejor educación", indica.

Como porcentaje del PIB, el gasto total en salud es de 10,2 por ciento, "considerablemente por encima del promedio de América latina y más cerca de los valores de los países europeos", indica el documento, aunque a nivel local son las familias las que lo financian de forma directa casi en un 50 por ciento, mientras que en las naciones avanzadas, el Estado lo hace casi en un 80 por ciento.

Eso es una importante fuente de inequidad, lo que se manifiesta en una tasa de mortalidad infantil que en Argentina es muy superior a todos los países de Europa, incluso a la de Chile y apenas inferior que la de Uruguay, aunque estos países tengan niveles de erogaciones en salud mucho menores.

En el país hay registrados casi 18 mil establecimientos asistenciales, 325 habitantes por médico y 257 habitantes por cama.

Relación médico habitantes

Según el cuadro elaborado con datos de 2005 del Indec y de 2009 del Ministerio de Salud de la Nación, en los promedios nacionales de médico por habitante y de cama por habitante, Formosa es una de las más comprometidas.

Las peores provincias en este apartado son Formosa, con 740 habitantes por médico y San Juan con 394 habitantes por cama.

En el otro extremo, se encuentran Ciudad de Buenos Aires (138 hab./cama; 99 hab./méd.) y Córdoba (245 hab./med.; 187 hab./cama).

En este sentido, el informe hace hincapié en la falta de cobertura de obra social que tienen los habitantes de las provincias, como otro dato que influye en la construcción del índice de igualdad.

"Provincias como Formosa y Chaco tienen un 66% de población no asegurada, mientras que en otras estos valores caen al 30%, como en la ciudad de Buenos Aires, Santa Cruz y Tierra del Fuego. Se trata de valores extremos, que se ocultan en el 52% promedio de cobertura nacional", sostiene.

Datos

Los cuadros realizados por el PNUD son ilustrativos para dar cuentas de las deudas pendientes que tiene el nordeste argentino a nivel educativo y sanitario.

"La oferta de servicios de salud puede ser descripta sintéticamente mediante los indicadores de habitantes por médico, habitantes por cama y su combinación, los médicos por cama, en cada provincia, considerando la oferta a cargo de los subsectores público, de seguridad social y privado", indica el informe.




Para quienes no nos quieren oir .

Para quienes sostienen que no tenemos razones para reclamar.

Para quienes inventan que somos violentos, violadores, abusadores, agresivos, no dialoguistas.

Para quienes como el Secretario de Cultura, Coscia, consideran a Formosa un ejemplo de políticas contra la desigualdad.

Para quienes nos dan la espalda cuando denunciamos que los indígenas en Formosa nos morimos de hambre, de Chagas, de tuberculosis, de falta de agua, de falta de atención en los hospitales.


Nosotros, los indígenas de Formosa somos víctimas del abandono del Estado.

¿Esto no es discriminación?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada